Aprobada la Estrategia Regional de Residuos de la Comunidad de Madrid 2013 - 2016

0
69
69
  • Aprobada Estrategia Regional Residuos Comunidad Madrid 2013 - 2016

La Comunidad va a adecuar su Estrategia de Residuos para el periodo 2013-2016 con el objetivo de que la recogida y gestión de los desechos domésticos en los municipios de la región siga prestándose a los ciudadanos con todas las garantías.

El Ejecutivo madrileño apoya en la financiación del tratamiento de los residuos a los municipios de entre 5.000 y 20.000 habitantes. Además, ha establecido que donde no estén constituidas las mancomunidades de municipios, la Comunidad podrá seguir prestando los servicios de recogida, transporte y tratamiento de los residuos urbanos hasta el 30 de junio de 2013.

La gestión de los residuos domésticos es una competencia exclusivamente municipal. La Estrategia regional de Residuos 2006-2016 contempla que han de ser los municipios quienes asuman sus competencias en la gestión de los desechos urbanos, preferentemente a través de mancomunidades.

La Comunidad llevaba más de 20 años ejerciendo esta gestión y continuaba de manera transitoria hasta que quedasen constituidas las mancomunidades, para lo cual ha llegado a modificar los plazos en dos ocasiones por dificultades en la constitución de algunas de ellas. En este sentido, aunque el plazo originalmente previsto para que la Comunidad dejase de gestionar los residuos era el 1 de enero de 2009, se amplió hasta el 1 de enero del 2013.

Estrategia de Residuos 2006-2016

La mejora en la gestión de residuos es uno de los principales objetivos medioambientales del Ejecutivo que preside Ignacio González. En este sentido, la Comunidad considera vital la adecuada gestión en materia de residuos, pues un correcto tratamiento de los residuos que generan los ciudadanos es vital para conservar intacto el medio ambiente y que no genere problemas para la salud pública.

La Estrategia de Residuos 2006-2016 es una herramienta dirigida a hacer más eficiente la gestión de los desechos mediante la coordinación de nueve planes distintos que prevén medidas concretas para gestionar los residuos urbanos, industriales, aquellos procedentes de la construcción, los de aparatos eléctricos y vehículos en desuso, materiales aislantes, neumáticos fuera de uso, lodos precedentes de depuradoras y descontaminación de suelos.

Con esta iniciativa, la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio persigue el objetivo de lograr que toda la basura que se genere en los municipios madrileños sea tratada antes de ir a vertedero de forma que se recicle, reutilice o valorice la mayor parte de los desechos urbanos. 

Comentarios