La Autoridad Portuaria de Vigo recicló cerca de 3.000 toneladas de residuos en 2011

0
17
17
  • Autoridad Portuaria Vigo recicló cerca 3.000 toneladas residuos 2011

(APV) La Autoridad Portuaria de Vigo recicló cerca de 3.000 toneladas de residuos en 2011, lo que supuso aumentar los ratios de valorización y reciclaje, llegando casi a un 70% de residuos orgánicos e inorgánicos.

Así lo afirmó esta mañana el Presidente de la APV, Ignacio López-Chaves, con motivo de la inauguración de la Jornada “Potenciales aplicaciones de los tratamientos biológicos en la gestión de los residuos orgánicos en el sector pesquero”, donde explicó, además, que esto ha supuesto “no sólo una mejora ambiental, sino también una reducción de 180.000 euros en los costes de gestión de los mismos”. Asimismo, indicó que la APV “ha logrado reducir un 65% los residuos recogidos en la lámina de agua, debido a la concienciación y mejoras en los procesos de limpieza”.

Durante su intervención, en la que estuvo acompañado por la Directora Gerente del CETMAR, Paloma Rueda, el máximo responsable portuario destacó la capacidad de Vigo como “primer puerto pesquero de Europa”. Así, recordó que, en las lonjas viguesas, se descargan unas 90.000 toneladas de pescado al año, y, en ellas, trabajan más de 7.000 personas, entre autónomos y grandes empresas. “Toda esta actividad genera una gran cantidad de residuos tanto orgánicos como inorgánicos, siendo este un punto crítico e importante en los procesos que suceden en el Puerto”.

Según explicó López-Chaves, la APV “intenta buscar una salida a estos residuos, que no solamente sea eficiente en términos económicos, sino también sostenible”. Por ello, “llevamos años apostando por la valorización de los residuos y su reciclaje”, y, en esta línea, “hemos trabajado en diferentes proyectos europeos, tanto para la valorización de residuos orgánicos como inorgánicos”.

Asimismo, López-Chaves indicó que la APV dispone de la certificación medioambiental EMAS III, “la más exigente e importante a nivel europeo”, lo que, a su juicio, demuestra la “necesidad de implementar de forma rigurosa una correcta gestión de residuos, en un claro esfuerzo por reducir los efectos perjudiciales para la salud y la estética del entorno, repercutiendo favorablemente en la mejora del Medio Ambiente y en la recuperación de los recursos disponibles”. 

Comentarios