La industria papelera española apuesta por las materias primas locales, renovables y reciclables

0
23
  • industria papelera española apuesta materias primas locales, renovables y reciclables

Sobre la Entidad

Aspapel
Asociación Española de Fabricantes de Pasta, Papel y Cartón
23

Temas

Coincidiendo con la celebración del Día Mundial del Medio Ambiente, la industria papelera española reafirma su compromiso con la economía circular, apostando por las materias primas locales, renovables y reciclables. Según datos de ASPAPEL, en 2015, el 97% de la madera y el 69% del papel para reciclar empleados como materia prima en la fabricación del papel en nuestro país son de procedencia local, con la consiguiente mejora de la eficiencia medioambiental y económica.

La recuperación es una parte fundamental de la cadena del reciclaje del papel, un eslabón esencial de la economía circular

El papel es un producto forestal, un producto del bosque. La madera para papel se planta y se cultiva en plantaciones que se están continuamente replantando y regenerando y son motor de la economía rural. Los 5,1 millones de m3 de madera que la industria española de la celulosa y el papel utilizó en 2015 como materia prima, proceden en un 97% de plantaciones locales de pino y eucalipto, con un incremento del 10% en el aprovisionamiento local de madera.

Está además el otro bosque, “el bosque urbano” de papel para reciclar. Después de su uso, los productos papeleros cierran el ciclo, convirtiéndose de nuevo en recursos, de acuerdo al postulado esencial de la economía circular. La industria papelera española es la segunda mayor recicladora europea de papel y cartón, superada solo por Alemania. Con eficientes sistemas de recogida y tratamiento en 2015 se recogieron para reciclar 4,6 millones de toneladas de papel y cartón (un 3% más que el año anterior), lo que supone el 70% de todo el papel y cartón que consumimos, y nos sitúa en la élite de la recogida, según datos de ASPAPEL.

Cerrar el ciclo del papel y el cartón reciclando en cercanía significa poner en valor el esfuerzo que la sociedad española ha desarrollado en los últimos años en la recuperación de sus residuos de papel y cartón. Significa que el empleo y el valor añadido, que supone el convertir el papel usado en papel nuevo y en nuevos productos papeleros, se genera allí donde se han hecho las inversiones y el esfuerzo ciudadano para la recogida del papel usado. Es además una apuesta por la competitividad de nuestra industria recicladora, una apuesta por la reindustrialización, por la economía real, como palanca de recuperación económica.

España, potencia forestal y potencia en reciclaje de papel 

España, altamente deficitaria en materias primas, tiene en la fibra de madera cultivada en plantaciones y en el“bosque urbano” una oportunidad para el desarrollo de una bioindustria de vanguardia, según ASPAPEL. No tenemos petróleo ni gas, pero contamos con buenas condiciones climáticas para el cultivo de madera y con superficie baldía disponible por el abandono de labores agrícolas y ganaderas. Y además hemos desarrollado un eficiente sistema de recogida de papel para reciclar, que cuenta con la entusiasta colaboración ciudadana.

Somos el tercer país de la UE en superficie forestal y eso representa una gran oportunidad. Para aprovecharla hay que impulsar  la gestión forestal sostenible de esas masas forestales y  su certificación.

En el ámbito del reciclaje de papel y cartón ASPAPEL considera que resulta prioritario preservar y potenciar los eficientes sistemas de recogida selectiva existentes en la actualidad, que han demostrado su validez con tasas de recogida y de reciclaje por encima que nos sitúan en la élite mundial.

La industria del papel apuesta por objetivos de reciclaje de residuos ambiciosos y homogéneos para todos los materiales, por prohibir la entrada de residuos reciclables en los vertederos, promover que los residuos recuperados en España se reciclen en España o en la UE y motivar la colaboración ciudadana, con transparencia en la información sobre los resultados del reciclaje y el destino final de los residuos.

Para seguir trabajando, con un impulso renovado, en la mejora del ya muy exitoso sistema español de recogida y reciclaje de papel y cartón, se constituyó el pasado año en el seno de ASPAPEL la Mesa de la Nueva Recuperación, una plataforma abierta a todas las empresas del sector de la recuperación de papel y cartón para reciclar, que quieran contribuir a la definición y desarrollo de nuevas estrategias y proyectos para el futuro de la recuperación y el reciclaje en España. El propósito último es crear valor a lo largo de la cadena del reciclaje del papel y cartón, trabajando conjuntamente para definir y alcanzar objetivos comunes, con una visión estratégica integradora del sector. Las 12 empresas que participan actualmente en la Mesa suponen más del 55% de la recuperación de papel y cartón en España.

La recuperación es una parte fundamental de la cadena del reciclaje del papel, un eslabón esencial de la economía circular, dado que acondiciona y transforma el residuo en materia prima, que se recicla en las fábricas de papel, cerrándose así el círculo. Por tanto, el sector de la recuperación y reciclaje del papel y cartón, que comprende a los fabricantes y recuperadores de papel y cartón, es referente en el modelo de economía circular mediante la conversión de residuos en recursos valiosos, habiendo alcanzado tasas de recogida del 70% y de reciclaje del 80%, en niveles de excelencia.

Comentarios