La generación de los residuos municipales en Cataluña aumenta a un ritmo inferior al del PIB

0
2
  • generación residuos municipales Cataluña aumenta ritmo inferior al PIB
    (Wikipedia/CC)
  • En los últimos años se observa una tendencia al cambio hacia un modelo de producción y consumo más sostenible.
  • Siete comarcas catalanas han alcanzado el objetivo europeo previsto para el año 2020 de recoger el 50% de los residuos de forma selectiva: Osona , Pallars Sobirà, la Terra Alta, el Moianès, Montsià, Segarra y la Conca de Barberà.

Sobre la Entidad

Agencia Catalana del Agua
Agencia Catalana del Agua, empresa pública de la Generalitat de Cataluña encargada de su administración hidrálica que actúa como organismo de sus cuencas internas.
2

El director de la Agencia de Residuos de Cataluña (ARC), Josep Maria Tost, ha presentado los datos de generación de residuos municipales en Cataluña durante el año 2016. El año pasado se generaron 3,7 millones de toneladas , que corresponden a 1,36 kilos de desechos por habitante y día. Las cifras indican un ligero repunte respecto al año anterior (1,35 kg / hab / día) en datos absolutos aunque, si se tiene en cuenta el crecimiento económico, existe una cierta disociación, y se observa una tendencia al cambio hacia un modelo de producción y consumo más sostenible.

Aunque el producto interior bruto (PIB) crece, se contiene la generación. En 2016, el PIB aumentó un 3,7% respecto en 2015 mientras que la generación de residuos municipales fue sólo un 0,65% superior al año anterior.

La recogida selectiva se mantiene

Del total de los residuos municipales, en 2016 se recogieron selectivamente el 38,5%, es decir, 1,4 millones de toneladas, cifra que representa una ligera disminución respecto al año 2015 (-0,6%).

En 2016, el PIB aumentó un 3,7% respecto en 2015 mientras que la generación de residuos municipales fue sólo un 0,65% superior al año anterior

Por cuarto año consecutivo se pone de manifiesto que las sustracciones de materiales de los contenedores -metales y papel- influencian en los resultados. En el caso del papel, además de no haber habido una variación sustancial en el consumo, se estima que existen unas 200.000 toneladas provenientes de circuitos específicos que no computan a nivel municipal, así como robos de los contenedores. Considerando esta variable, la recogida selectiva bruta total podría situarse unos cinco puntos por encima del valor actual (entre el 40-43%).

Asimismo en los puntos limpios llegan muchos residuos "canibalizados", es decir, que se les han sustraído previamente los recursos de valor económico que contienen -básicamente algunos metales como el cobre- que afecta a la gestión de residuos municipales. Es el caso, por ejemplo, los materiales de los frigoríficos depositados en los puntos limpios. En 2012 se producía una canibalización del 37,14% de los aparatos, que pasó a ser del 44,12% en 2013.

En cuanto a la materia orgánica, se ha detectado un cierto estancamiento en la recogida selectiva de esta fracción. Los residuos orgánicos son los de mayor peso en la composición de los residuos municipales (37%). El objetivo debe ser su recogida separada en origen, por lo que la ARC volverá a incidir en la importancia de la recogida selectiva de esta fracción. Es por eso que está preparando para este 2017-18 una campaña de concienciación específica.

Siete comarcas a la cabeza en recogida selectiva

Siete comarcas catalanas han alcanzado el objetivo europeo previsto para el año 2020 de recoger el 50% de los residuos de forma selectiva: Osona, Pallars Sobirà, la Terra Alta, el Moianès, Montsià, Segarra y la Conca de Barberà. Osona, que encabeza el ranking, llega a recoger selectivamente prácticamente el 60% de los residuos que recoge .

Estos niveles se dan en gran medida gracias a la implantación de sistemas altamente eficientes de recogida selectiva. Es el caso de la recogida puerta a puerta (PaP) que utilizan ya 129 municipios catalanes, abarcando una población de más 300.000 habitantes. Entre este año y el próximo, 172 municipios, con una cobertura a 487.049 habitantes, están estudiando implantar este tipo de recogida o sistemas de pago por generación.

El objetivo debe ser su recogida separada en origen, por lo que la ARC volverá a incidir en la importancia de la recogida selectiva de esta fracción. Es por eso que está preparando para este 2017-18 una campaña de concienciación específica

Menos residuos directos hacia los vertederos

El año pasado se gestionaron 2,3 millones de toneladas de fracción resto -la que no se recoge de forma selectiva-, un 1,31% más que el año anterior. Esta fracción continúa la tendencia hacia el tratamiento previo -con el traslado a plantas que separan algunos materiales aprofitables- en detrimento del depósito controlado como destino primario. Mientras en 2015 el 27,9% de esta fracción iba directamente al vertedero, en 2016 ya sólo hay ido el 27,6%. Más del 60% se destina a tratamientos mecánicos y biológicos antes de destinar el rechazo al depósito oa la incineración. La optimización de infraestructuras que se está llevando a cabo, con el consenso del mundo local, favorece que cada vez más las plantas de tratamiento de esta fracción optimicen los resultados.

El pasado mes de marzo el Parlamento de Cataluña aprobó el incremento de los cánones sobre la eliminación de los residuos municipales, de forma progresiva y continuada hasta el año 2020 -hasta cerca de 50 € / tonelada si van al vertedero y de 25 € / tonelada si s'incineren-, para encarecer el coste de las opciones de gestión ambientalmente menos adecuadas y promover la prevención, la recogida selectiva y el reciclaje material. Esta aprobación responde al acuerdo alcanzado con el mundo local a través de las entidad municipalistas (Asociación Catalana de Municipios, Federación de Municipios de Cataluña y Área Metropolitana de Barcelona). Esto ha llevado a que muchos municipios estudien adoptar modelos y sistemas de recogida más eficiente que les permitan llevar menos fracción resto a disposición.

Comentarios