Las empresas españolas ahorran más de 100.000 toneladas de materias primas con el diseño de envases más sostenibles

0
45
45
  • empresas españolas ahorran más 100.000 toneladas materias primas diseño envases más sostenibles

Ecoembes, la sociedad que hace posible el reciclaje de los envases depositados en el contenedor amarillo y el azul, trabaja en colaboración con las empresas envasadoras para hacerlos más sostenibles. Estas iniciativas componen los Planes de Prevención que se llevan a cabo cada 3 años y que tienen como objetivo analizar el ciclo de vida de los envases, desde su diseño hasta su reciclaje, para poner en marcha prácticas que contribuyan a reducir su huella ambiental.

Los resultados del cuarto Plan de Prevención, que recoge la actividad comprendida entre 2009 y 2011, muestran la importancia de poner en marcha este tipo de iniciativas pues las más de 2.300 empresas que han participado han utilizado 100.000 toneladas menos de materias primas que se han traducido en un ahorro de más de 130 millones de euros. En total, se han desarrollado 8.191 medidas de las cuales más de la mitad han sido implantadas en el sector alimentación (53%), seguido por equipamiento del hogar (19%), cuidado personal y del hogar (17%), un 7% en el sector de motor y ocio y 4% en textil y piel.

La mayor parte de las acciones de prevención llevadas a cabo por las empresas, 6.509, están orientadas a la reducción del peso del envase. Por otro lado, 905 medidas han sido puestas en marcha con el objetivo de minimizar el impacto ambiental utilizando envases más compatibles con el reciclado o reduciendo las superficies impresas, por ejemplo. Con el objetivo de favorecer la reutilización y darle un nuevo uso a los envases procedentes de proveedores se han diseñado 619 acciones, y las 158 restantes han consistido en usar material reciclado para elaborar nuevos productos.

El compromiso de Ecoembes y las empresas españolas no concluye con el plan que aquí se presenta. La quinta edición de los Planes de Prevención ha comenzado en 2012 y concluirá en 2014. El objetivo es continuar implantando nuevas medidas que contribuyan a reducir la huella ambiental de los envases que diariamente consumimos.

12 años apostando por la prevención

Ecoembes trabaja con las empresas en el impulso de acciones de ecodiseño desde 1999, tiempo en el que ha logrado poner en marcha más de 28.500 medidas de prevención. Como consecuencia de la puesta en marcha de estas actuaciones se ha conseguido reducir en 12 años, un 14,8% el peso de los envases.

Según Óscar Martín, Director General de Ecoembes, “esto refleja que las empresas cada vez están más concienciadas de la importancia de crear envases sostenibles. Para ello apuestan por poner en marcha medidas que generen ahorros medioambientales en su diseño y fabricación y que favorecen su reciclabilidad”. Esta nueva sensibilidad hacia el uso de envases más sostenibles también se observa en los consumidores, que tienden a buscar, cada vez más, productos respetuosos con nuestro entorno.

A lo largo de estos años se han implantado medidas de todo tipo, pero quizá una de las más fáciles de identificar sea la referente a los detergentes. Hasta 1982 se vendía el tradicional tambor de detergente que era casi 6 veces más pesado que el actual sistema de envasado teniendo el mismo número de dosis. Además, si bien antes se combinaban cartón, diversos plásticos y acero; ahora sólo se utiliza un único tipo de plástico, para facilitar el reciclado de los mismos.

También las latas de conservas, entre otros envases, han experimentado cambios visibles. Así, los fabricantes han eliminado las etiquetas adhesivas, que al estar hechas de papel, dificultaban el reciclado de las latas. Además, el sistema de apertura también ha variado. Se ha pasado de una tapa de acero a una lámina de aluminio mucho más ligera.

El sector de las aguas también ha sido pionero en incorporar medidas de ecodiseño en sus envases. Desde el pasado año, nos encontramos en nuestros supermercados envases de agua que incorporan un 25% de material reciclado. El denominado R-PET es aquel que procede de las botellas PET depositadas en contenedores amarillos que, tras someterse a un proceso para asegurar un adecuado nivel de calidad, se reutiliza para la fabricación de envases.

Ecoembes ofrece a las empresas diferentes servicios para que puedan incluir mejoras en sus envases, una de ellas es el Buscador de buenas prácticas dónde se pueden encontrar gran cantidad de ejemplos como los recientemente expuestos.

Comentarios