La nave de almacenamiento de Residuos Peligrosos del Complejo Ambiental de Zonzamas ya está en funcionamiento

0
92
92
  • nave almacenamiento Residuos Peligrosos Complejo Ambiental Zonzamas ya está funcionamiento

La nave de almacenamiento de Residuos Peligrosos del Complejo Ambiental de Zonzamas ha comenzado hoy a funcionar, después de que el pasado jueves el Cabildo de Lanzarote pusiera esta instalación a disposición de la empresa Cathisa Medio Ambiente, adjudicataria -mediante concurso público- de este servicio y de la gestión del crematorio de animales. Gracias a la obtención de la Autorización Ambiental Integrada (AAI), el Cabildo de Lanzarote irá poniendo en servicio y en funcionamiento todas las instalaciones y servicios del Complejo, como el crematorio que se espera pueda entrar en servicio también próximamente.

El consejero de Residuos del Cabildo de Lanzarote, Sergio Machín, explica que estos residuos son aquellos que "a pesar de encontrarse comprendidos entre los residuos urbanos o asimilables, debido a sus características, resulta necesario sacarlos del flujo normal de tratamiento, dado que requieren sistemas específicos de gestión, al menos, en algunas de las etapas, como la recogida, transporte, tratamiento o la eliminación".

"A partir de la puesta en marcha hoy de esta instalación del Complejo, se podrá hacer uso de la misma, utilizando los servicios de un gestor autorizado para la recogida y transporte de ese tipo de residuo", destaca el consejero del área.

Características

La nave de almacenamiento temporal de residuos peligrosos se trata de un recinto cubierto y cerrado, con acceso para vehículos, de 24 metros de largo y 15 metros de ancho y una altura mínima en fachada de 6 metros.

Los alrededores de la referida nave de almacenamiento temporal de residuos peligrosos se encuentran pavimentados, permitiendo la maniobra de camiones y demás vehículos.

En el interior se ubican un total de 8 trojes estancos para los distintos tipos de residuos, con acceso para descarga y apilado con carretilla. Además dispone de una cámara frigorífica para almacenamiento de MER (Materiales Especificados de Riesgo) que se encuentra a menos cinco grados.

El piso cuenta con las pendientes adecuadas para que cualquier derrame accidental dentro de la nave confluya hacia dos depósitos estancos ubicados dentro de la misma.

Cada depósito recoge los lixiviados provenientes de los cubetos de uno de los lados de la nave y de, aproximadamente, la mitad de la zona común.

Unas instalaciones que darán respuesta a esta necesidad de gestionar adecuadamente dichos residuos en el Complejo Ambiental de Zonzamas. 

Comentarios