Perfil Ambiental de España 2011 y la situación del sector residuos

0
156
156

(ASEGRE) El pasado lunes el ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, presentó el Perfil Ambiental de España 2011 en el que se muestra, con base en indicadores, cual es la situación ambiental de España, el estado de conservación del patrimonio natural y los avances realizados en protección ambiental.
Dividido por áreas ambientales, el Perfil hace un análisis con estadísticas y datos recabados por las Comunidades Autónomas y el propio Ministerio de todas las áreas que afectan al medio ambiente: desde el aire y el agua, hasta la industria, el transporte y la agricultura.

Los residuos también tienen su propio apartado. La aprobación de la Ley 22/2011 de residuos y suelos contaminados es la principal novedad del año 2011. Esta ley orienta la política de residuos maximizando el aprovechamiento de los recursos y minimizando los impactos de la producción y gestión. Además, según indica el informe, promueve la innovación para facilitar soluciones con mayor valor, con la esperanza de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero asociadas al sector y contribuir a la conservación del clima. Concretamente, la coordinación de las estrategias del Ministerio y de las Comunidades Autónomas, la actualización del Plan Nacional de Residuos y la aprobación de una estrategia de prevención y reciclado de residuos que tenga como consecuencia última la creación de empleo.

A pesar de que las tasas de recogida y valorización de determinados residuos presentan cierto crecimiento en los últimos años, la realidad muestra que el sector de residuos peligrosos ha caído un 14,39% en el último año.

Por ello es fundamental el objetivo de coordinación para conseguir que la legislación de residuos se aplique de forma homogénea y con criterios semejantes. Esta unificación legislativa tendría también como consecuencia la mejora de la información sobre residuos, ofreciendo datos fiables y actuales y se disminuiría el fraccionamiento de información existente, puesto que hoy en día no es posible conocer con exactitud ni agilidad la evolución de la actividad en nuestro país.

Además se conseguiría aplicar la legislación de residuos con un mayor rigor, cuestión que, como indicó la Comisión Europea en su estudio Implementing EU waste legislation for green growth del pasado mes de noviembre, tendría una fuerte repercusión en la creación de empleo.

Comentarios