Madrid será la única gran capital española en la que no se recoja la basura a diario

0
138
138
  • Madrid será única gran capital española que no se recoja basura diario

(RTVE) Madrid será la única gran capital española en la que no se recoja la basura a diario a partir del 1 de enero de 2013, una vez que entre en vigor el nuevo contrato de servicios de residuos sólidos urbanos del Ayuntamiento madrileño, pese a que la crisis ha traído consigo una reducción de entre el 15 y el 1% en el volumen de residuos en las diez capitales españolas de más de 350.000 habitantes, según los datos recabados por RTVE.es.

Así, mientras que Madrid dejará de prestar el servicio en domingos y festivos, Barcelona, Valencia, Sevilla, Zaragoza, Málaga, Murcia, Palma de Mallorca, Las Palmas de Gran Canaria y Bilbao mantienen a diario la recogida de la basura domiciliaria (la denominada "fracción resto", esto es, la basura del contenedor gris, en su mayor parte orgánica). No obstante, algunas capitales no recogen a diario los residuos selectivos, como los envases o el papel y cartón.

Desde algunos de estos ayuntamientos se considera impensable dejar de prestar el servicio a diario, como señalan desde la ciudad condal, por la "gran cantidad de basura que se genera a diario".

Desde Bilbao se asegura que es uno de los pocos servicios básicos "que no se va a tocar" con los recortes, junto a la red de transporte municipal y la seguridad ciudadana -policía y bomberos-, ya que además "es de lo mejor valorado por los ciudadanos"; y el Ayuntamiento de Palma de Mallorca subraya que es un "compromiso" del equipo de Gobierno reforzar los servicios de limpieza "como ciudad turística que somos".

Otras formas de ahorrar

Mientras que el Ayuntamiento de Madrid plantea el cambio en el servicio como una forma de ahorrar -cifra el ahorro en unos 9 millones de euros, que repercutirá con una rebaja de la tasa que cobra-, desde otros ayuntamientos como el de Zaragoza se ha logrado reducir el gasto en más de 10 millones de euros -de 60 millones en 2008 a los 45 ó 50 actuales en limpieza y recogida de basuras- con ajustes como que los días festivos se trabajen con los operarios de un domingo y no con los de un día de diario, y que la limpieza de barrios menos céntricos no sea diaria, según explican fuentes municipales.

Las citadas fuentes señalan que pretenden reducir aún más gastos, siempre con la máxima de que "no haya despidos". Así, negocian con la empresa adjudicataria-FCC- y los trabajadores cuestiones como que el disfrute de las vacaciones se reparta entre verano y el resto del año para que no haya que contratar a personal externo en verano o cuestiones como el beneficio industrial de la empresa.

4,1 millones de tonelas de basura y 645 millones para recogerlas

Anualmente, las diez grandes capitales españolas, en las que viven más de 9,2 millones de habitantes, generan 4,1 millones de toneladas de basura y su recogida -y también la limpieza de las ciudades- cuestan alrededor de 645 millones de euros al año.

Para intentar sufragar ese gasto, la mayoría de estos municipios de más de 350.000 habitantes cobran una tasa específica por la recogida de basura -en Las Palmas de Gran Canaria solo la pagan los comercios- y otros la cobran junto al IBI o al agua.

Curiosamente, la única gran capital que no cobra al contribuyente por este servicio, Málaga, lo hacía hasta el año 2000 junto al agua, pero dejó de hacerlo ante las "dudas" legales de que fuese correcta esa vinculación.

Análisis del servicio de recogida de basura en las diez grandes capitales.

Madrid: 1,2 millones de toneladas anuales

En Madrid, con 3.265.038 habitantes según el padrón de 2011, hasta ahora la basura domiciliaria se recoge a diario, pero desde el 1 de enero de 2013 la recogida será de lunes a sábados, excepto festivos. La recogida del contenedor amarillo de envases, hasta ahora diaria en los cubos domiciliarios, se hará tres veces en semana y tres días a la semana en los de la vía pública.

En 2011 se recogieron un total de 1,2 millones de toneladas de basura, de las que 1.021.595 toneladas fueron de la fracción resto, 76.772 de envases, 60.682 de papel-cartón y 41.372 de vidrio, según los datos facilitados a RTVE.es por el Ayuntamiento madrileño. Cada madrileño genera 367 kilos de residuos al año, una media de un kilogramo diario.

Con la crisis, desde 2008 se ha producido un descenso de alrededor del 17% del volumen de residuos -ese año se recogieron 1.385.458 toneladas de basura de todas las fracciones- y en 2012 "continúa la tendencia" y ya se ha reducido en torno al 3,57%, según el consistorio. El descenso más importante se ha producido en el caso de papel-cartón, con una caída del 25% entre 2011 y 2010 y del 12% entre 2010 y 2009, lo que Madrid achaca al descenso en la generación y al desvío a gestores autorizados privados -en otras capitales también ha descendido mucho, pero lo achacan a que hay personas que se dedican a su recogida de los contenedores para su posterior venta-.

El servicio, que presta la empresa FCC con 1.932 operarios, supone un coste anual para el Ayuntamiento de Madrid es de 162 millones de euros y por la tasa de basura que pagan anualmente todos los domicilios se recaudan alrededor de 150 millones de euros. La alcaldesa, Ana Botella, ha anunciado que el ahorro de 9 millones de euros con los cambios en el servicio repercutirán en la tasa con una rebaja de en torno al 5-6%.

Barcelona: 946.000 toneladas y recogida diaria

En Barcelona, segunda capital española con un total de 1.615.448 habitantes, la recogida de todos los tipos de residuos es diaria. El Ayuntamiento de la ciudad condal no se plantea reducir los días, al contrario, están implantando mejoras, aseguran.

En 2011 se recogieron un total de 946.493 toneladas de todas las fracciones; de las que 806.368 toneladas corresponden a residuos, que Barcelona diferencia entre resto -500.193 tn- y fracción orgánica -306.175-; 86.671 toneladas son de papel-cartón; 32.894 son de vidrio y 20.560 de envases y plástico. Cada barcelonés genera 1,37 kilogramos de basura diaria.

La crisis económica ha supuesto un descenso del 4,5% del volumen de residuos en 2011 respecto a 2010, que en los últimos cuatro años se eleva al 10%, según fuentes municipales. En el caso del papel-cartón el descenso en el último año es del 22%, lo que la Guardia Urbana ha constatado que se debe a que hay gente que la saca del circuito municipal y se dedica a su venta.

En Barcelona el servicio está adjudicado a varias empresas por zonas y hay 4.061 operarios dedicados tanto a la recogida de residuos como a la limpieza. Solo la recogida de residuos le costará este año al Ayuntamiento de Barcelona un total de 83,8 millones de euros.

Para financiar el servicio y el tratamiento de residuos y reciclaje, se cobra la denominada Tasa Metropolitana de Tratamiento y Deposición de Residuos Municipales, que viene incluida en el recibo del agua y recauda el Área Metropolitana de Barcelona (AMB) -que engloba a 36 municipios de la zona-. El importe medio a pagar por domicilio es de 53,20 euros al año y el AMB recauda 100 millones de euros anuales, de los que 56 millones corresponden a Barcelona.

Valencia: 359.000 toneladas y menor recogida los domingos

Valencia, la tercera capital española en número de habitantes (798.033), realiza la recogida de los residuos sólidos urbanos a diario, aunque los domingos solo se recoge un 38%, mientras que la recogida selectiva de papel y envases se hace tres veces por semana, según informa el Ayuntamiento valenciano.

En 2011 se recogieron 359.698 toneladas, de las que 328.433 correspondieron a residuos sólidos urbanos, 11.192 tn a papel-cartón, 7.866 a envases y 12.207 a vidrio. Según los datos del consistorio valenciano, desde 2006 a 2011 se ha producido un descenso del 12,96% en los residuos urbanos y del 24,85% en el papel-cartón, mientras que ha aumentado un 38,99% el volumen de envases y un 32,82% el vidrio.

El servicio está adjudicado a tres empresas (Sociedad de Agricultores de la Vega S.A., FCC y Secopsa) y cuenta con 194 operarios. El coste para las arcas municipales es de 25.486.649 euros anuales y la tasa por la recogida de basura está incluida dentro del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), aunque el ayuntamiento no ha precisado el coste medio por vecino ni lo que recauda con el impuesto.

Sevilla: 313.000 toneladas y empresa municipal

En Sevilla, con 703.021 habitantes, los contenedores grises (los de materia orgánica y resto) se recogen a diario, aunque los de tapa amarilla (envases ligeros) se recogen entre tres y cuatro veces por semana, mientras que los de papel y cartón y vidrio se hace según el llenado.

En 2011 se recogieron 313.122 toneladas de basura en Sevilla, de las que 285.843 fueron de orgánica y restos, 7.220 de envases, 7.839 de vidrio y 12.670 de papel-cartón, según los datos del ayuntamiento hispalense. El volumen de residuos ha descendido un 2% con respecto a 2010 a consecuencia de la crisis, aunque esto no ha influido en el sistema de recogida.

El servicio de recogida de basura, tratamiento y limpieza lo presta Lipasam, que es una empresa municipal, con una plantilla media de 1.607 operarios y un presupuesto anual de 96 millones de euros, según recoge su página web.

Para sufragar el servicio, los hogares pagan una tasa específica según el consumo de agua, mientras que los comercios pagan una tasa según la actividad y las dimensiones del local. El Ayuntamiento de Sevilla no ha facilitado los datos de recaudación con esta tasa.

Zaragoza: 246.000 toneladas y descenso del 1,29%

Zaragoza, la quinta capital española con 674.725 habitantes, recoge a diario los residuos domésticos, mientras que los contenedores de residuos selectivos se suelen recoger diariamente pero no de forma regular.

En 2011 se recogieron 246.390 toneladas de residuos, de las que 211.600 fueron de residuos sólidos urbanos; 18.346 de papel-cartón; 7.724 de vidrio; y 8.720 de envases. El volumen de basura doméstica se ha reducido un 1,29% con respecto a 2010, lo que el Ayuntamiento de Zaragoza achaca a la crisis.

En Zaragoza, el servicio está adjudicado a la empresa FCC, que emplea a alrededor de 500 personas. La contrata ha pasado, tras una serie de ajustes, de costar a las arcas municipales 60 millones de euros en 2008 a entre 45 y 50 millones de euros en 2011, según fuentes municipales.

El Ayuntamiento cobra dos tasas por la basura, una por la recogida de residuos urbanos y otra para el tratamiento y eliminación, que suponen entre 50 y 55 euros por domicilio. Con ellas se recaudaron en 2011 un total de 22.943.673 euros.

Málaga: 295.000 toneladas y empresa mixta

Málaga, la sexta capital española con 568.030 habitantes, recoge la basura orgánica a diario y en dos turnos, de noche y de mañana, mientras que la recogida selectiva se realiza de lunes a viernes.

De la recogida, tratamiento y limpieza de la ciudad se encarga la empresa Limasa, que es de carácter mixto, con un 49% de accionariado del Ayuntamiento de Málaga y el resto en manos privadas. Emplea a unos 388 operarios.

Málaga generó 295.479 toneladas de residuos en el año 2010, de las que 278.306 correspondieron a recogida domiciliaria; 9.044 a papel; 3.613 a vidrio y 4.516 a envases. La crisis ha supuesto una reducción del volumen en la recogida domiciliaria y de industrias, con una caída de alrededor del 3,5% entre 2011 y 2010, según explican desde Limasa. Eso ha llevado a modificar algunos servicios con una redistribución de los recursos técnicos y humanos de forma que se ha compensado el menor volumen de residuos con la extensión de los recorridos por el crecimiento de las zonas urbanas.

El Ayuntamiento de Málaga tiene presupuestados para 2012 un total de 24 millones de euros para la recogida de basuras, a los que habría que sumar otros 16 millones por el tratamiento de residuos y otros 53 destinados a la limpieza. En total 93 millones de euros.

En Málaga, el coste del servicio de recogida de basura no se imputa directamente al contribuyente, sino que se financia con cargo a los fondos municipales y con las transferencias de otras Administraciones. Según explican desde el consistorio, esto es así desde que en el año 2000 se optó por eliminar la tasa, vinculada al recibo del agua, ante las "dudas" de que fuera correcta legalmente esa vinculación. Para compensar la caída de ingresos, se incrementó el índice municipal del IBI, aunque por una "cuestión contable", señalan.

Murcia: 200.000 toneladas y caída del 10% por la crisis

En Murcia, con 442.203 habitantes, la recogida de basura de la fracción resto es diaria, mientras que la selectiva es variable dependiendo de la zona y la frecuencia del llenado de los contenedores.

Anualmente se recogen alrededor de 200.000 toneladas de residuos en Murcia, donde la crisis ha supuesto una reducción del 10% en el residuo "mezcla" y de entre el 15 y el 20% en la selectiva.

El servicio está adjudicado a la empresa Cespa -hasta 2031-, que se encarga también de la limpieza, y tiene una plantilla de unos 800 trabajadores.

El coste del servicio para el Ayuntamiento de Murcia en 2011 fue de 50 millones de euros, incluyendo recogida y limpieza, explican desde el consistorio, que destaca lo costoso que resulta el trabajo dado que se trata de un municipio muy extenso con pedanías a bastante distancia. Por el servicio de recogida, no del de limpieza, los murcianos pagan una tasa que se incluye en el recibo del agua y que se eleva a unos 19,05 euros por domicilio cada dos meses, con la que se recaudaron en 2011 un total de 24,7 millones de euros.

Palma de Mallorca: 209.000 toneladas y con empresa municipal

En Palma de Mallorca, con 405.318 habitantes, la recogida de residuos urbanos es diaria, la de papel y envases se hace a diario en el centro histórico y en días alternos en el resto de la ciudad, mientras que la de vidrio cuando el contenedor está lleno.

En 2011 se recogieron 209.297 toneladas de residuos, de las que urbanos fueron 186.000; de papel, 12.823; 6.146 de vidrio; y 4.328 de envases. La crisis ha supuesto una reducción de entre el 10 y el 15%, según fuentes municipales, que indican que esto no va a suponer ningún cambio en el servicio y que la limpieza es una "prioridad" como ciudad turística que es Palma.

El servicio le cuesta al Ayuntamiento de Palma 32,5 millones de euros al año y lo presta la empresa municipal Emaya (Empresa Municipal de Aguas y Alcantarillado), que dedica a 287 trabajadores a la recogida de residuos. El Ayuntamiento de Palma cobra una tasa anual por el tratamiento de los residuos sólidos urbanos, tratamiento que realiza el Consell Insular de Mallorca, y por el que en 2011 tenía previsto recaudar 29,9 millones de euros.

Las Palmas: 211.000 toneladas y recogida diaria

En Las Palmas de Gran Canaria, la novena capital española con 383.343 habitantes, los residuos urbanos se recogen a diario y la selectiva es de lunes a sábado, con un retén los domingos. No obstante, el modelo de gestión mixto implantado en el municipio en el caso de la recogida de residuos urbanos supone que el servicio externalizado tenga una frecuencia diaria y el que presta el Servicio Municipal de Limpieza se haga de lunes a sábado y los días después de festivo se duplique el servicio. La recogida selectiva está externalizada. En total hay 122 operarios.

En el municipio se recogen anualmente 211.000 toneladas de residuos, de los que 11.000 corresponden a envases, papel-cartón y vidrio. En el municipio canario han notado una disminución en el volumen de residuos sólidos urbanos a raíz de la implantación de la recogida selectiva y señalan que es difícil cuantificar qué porcentaje obedece a la crisis económica.

El coste de la gestión municipal de la recogida de residuos supone 12,6 millones de euros en 2012, mientras que la recogida selectiva no tiene coste alguno para el ayuntamiento. El Ayuntamiento de Las Palmas no cobra tasa de basura domiciliaria, pero sí a los comercios, por la que recauda 800.000 euros anuales.

Bilbao: 125.000 toneladas y un servicio muy valorado

La décima ciudad española en número de habitantes, Bilbao, con 352.700, tiene en la recogida de basura y la limpieza uno de los servicios "mejor valorados" por el ciudadano. La recogida es diaria y de todos los tipos de residuos.

En la capital vizcaína se recogen al año alrededor de 125.000 toneladas de basura, de las que unas 100.000 son de la 'fracción resto', aunque ha empezado a implantarse el "quinto contenedor" o contenedor marrón, el dedicado exclusivamente a la materia orgánica; de papel-cartón se recogen anualmente más de 13.000 toneladas; de vidrio más de 7.000 y de envases 4.500. La crisis no ha traído reducciones significativas del volumen de residuos, aunque sí se ha notado un descenso en el papel-cartón que, como otros consistorios, desde el de Bilbao achacan a que se retire por particulares para su venta.

El servicio está adjudicado a la empresa FCC y cuesta unos 40 millones de euros anuales. La Villa de Bilbao cobra una tasa de basura trimestral que varía en función del distrito y de si se trata de una vivienda o un comercio -oscila entre los 10,29 y los 88,91 euros- y por este concepto se recaudó en 2011 unos 20 millones de euros. 

Comentarios